Desmintiendo algunos mitos sobre los coches eléctricos - Emovili

Desmintiendo algunos mitos sobre los coches eléctricos

Desmintiendo algunos mitos sobre los coches eléctricos

Desmintiendo algunos mitos sobre los coches eléctricos

Aún hay personas que miran con recelo esta nueva tecnología que ha venido para revolucionar el mundo del automóvil. Ya sea por falta de información o desconocimiento, se han creado ciertos mitos alrededor de estos vehículos que creemos necesario desmontar.

Cinco mitos que han sido desmentidos

  • El coche eléctrico es más caro que el tradicional. Puede que nos encontramos ante la frase más repetida desde que los vehículos eléctricos hicieran acto de presencia. Al principio se trataba de una realidad, ya que los primeros coches eléctricos contaban con mecanismos que podían encarecer su producción. Sin embargo, ha dejado de ser cierto. Es más al aumentar la producción de estos coches, su precio de venta irá disminuyendo a lo largo de los años. Así, será cada vez más accesible para todos.
  • Cuentan con poca autonomía. Al igual que con el precio, esta idea se basa en los primeros años de la industria. Los fabricantes de coches eléctricos comenzaron su andadura con vehículos pensados para trayectos cortos. Esto ha cambiado con los años . Hoy en día, Telsa ofrece una autonomía de hasta 700 km y los modelos de Nissan de hasta 400 km.
  • Su velocidad es limitada. Puede que la velocidad que proporcionan sea menor que la de los coches tradicionales pero aún así, llegan a los 120 km/h, el máximo permitido por ley aquí en España.
  • Es difícil encontrar dónde cargar su batería. Aunque fuera cierto en sus inicios, la red de carga ha aumentado de forma muy rápida. Además, el Gobierno concede ayudas para que se puedan instalar zonas de carga en garajes comunitarios.
  • Y, además, tardan mucho en cargarse. A medida que se ha ido mejorando la tecnología, el tiempo de carga ha disminuido considerablemente. También existen puntos de recarga rápida.

 

Desmintiendo algunos mitos sobre los coches eléctricos

 

Y seguimos…

Aunque esos sean los cinco mitos más escuchados, existen algunos más. Hay quien dice que no se podrá acceder a este tipo de vehículos ya que no se ofrecen ayudas a su compra. Como vimos en posts anteriores, esto no es así. Las administraciones públicas conceden ayudas para la compra de este tipo de coches anualmente. A lo que se suma la firme de consorcios con empresas privadas para el fomento del alquiler de estos vehículos.

Algo muy debatido es el concepto sobre la contaminación que pueden o no producir. Es cierto que no existen una contaminación 0, ya que su propia producción puede generar emisiones de CO2. Pero es innegable que este tipo de vehículos no tienen emisiones contaminantes de partículas ni óxidos de nitrógeno. Algo que hoy día es el mayor problema contaminante en grandes ciudades.

No se puede negar la influencia que están teniendo este tipo de vehículos, tanto en las decisiones de compra de los usuarios como su utilización en el transporte público. Es por ello por lo que conviene que estemos bien informados, ya que su uso cada vez va a ser más habitual en una sociedad que busca un planeta más ecológico y sostenible.

Sin comentarios

Escribir un comentario