Instalación cargador híbrido enchufable Golf GTE Híbrido Enchufable

Golf GTE Híbrido Enchufable

Golf GTE híbrido enchufable

Al igual que ocurre con el modelo 100% eléctrico, distinguir el Golf GTE de su versión de motor de combustión es prácticamente imposible y solo seremos conscientes de cuál de ellos tenemos delante si nos fijamos en los detalles, como la línea azul que recorre su parrilla delantera. La mayor diferencia, por lo tanto, se encuentra debajo del capó y es una combinación única de las dos tecnologías que posee el resto de la gama Golf: un motor 1.4 TSI de 150 CV y otro eléctrico de 102 CV. Como resultado, su potencia total de 204 CV.

 

El Golf GTE, con varios modos de conducción, consume una media de 1.6 litros de gasolina cada 100 km y 11.4 kW en la misma distancia. Sus baterías de iones de litio de 8.8 kWh confiere al compacto una autonomía de alrededores de 40 kilómetros cuando se conduce en modo totalmente eléctrico. Este se mantiene hasta que se alcanzan los 130 km/h, velocidad a la que el motor de gasolina se activará. Su potencia combinada hace que acelere de 0 a 100 km/h en tan solo 7.6 segundos y que su velocidad máxima sea de más de 200km/h.

 

Instalaciones de carga para el Golf GTE híbrido enchufable

 

Las baterías con las que cuenta el Golf GTE híbrido enchufable son más pequeñas que las de su versión 100% eléctrica, pero para recargarlas también es necesario que se conecte el vehículo a la red eléctrica. LA instalación que elijamos para cargar nuestro Golf GTE dependerá sencillamente de nuestras necesidades. Si queremos que nuestro coche se recargue durante la noche o mientras estamos trabajando en la oficina, por ejemplo, la opción más adecuada es elegir la instalación que cuente con un modo 3 de carga, es decir, que permita cargas semirrápidas. Utilizando un conector Tipo 2 o Mennekes, conseguiremos un 80% de la batería en unas 4 horas aproximadamente.

 

Si, por el contrario, nuestras necesidades hacen que sea necesario realizar cargas rápidas para tener nuestro vehículo siempre disponible, entonces la instalación que coloquemos debe contar con el modo 4 de recarga. Así, en tan solo media hora lograremos una carga rápida mediante un conector CHAdeMO.