Karma Revero GT, coche eléctrico de autonomía extendida

karma-revero-gt

Karma ha desvelado el pasado mes de abril su nuevo modelo Revero GT, una actualización de su modelo Revero, basado a su vez en el Fisker Karma. Es necesario apuntar que Karma se hizo con los derechos de fabricación de este modelo tras la quiebra de Fisker allá por el año 2013.

El CTO de la compañía Karma Automotive, Bob Kruse, ponía en valor las bondades de este nuevo modelo Revero: “BMW AG encaja de manera natural con el objetivo lujoso y tecnológico de Karma, ya que es líder en tecnología conocido por concebir y ofrecer importantes innovaciones. El Revero GT saldrá a la venta probablemente en la segunda mitad de este 2019 en los Estados Unidos, mientras que en el Salón de Shanghái lo encontraremos junto a dos prototipos de la marca.

El Revero GT presenta un sistema de propulsión eléctrico rediseñado por completo y q posee dos motores eléctricos en el eje trasero, un motor térmico que actúa como generador y una batería de iones de litio. Este es el primer cambio significativo que experimenta el Revero desde que se lanzó al mercado, ya que hasta ahora la berlina era prácticamente similar al Fisker Karma original.

Revero GT, de 0 a 100 km/h en 4,5 segundos

Podemos definir al Revero GT como un coche eléctrico de autonomía extendida, aunque bien es cierto que la marca automovilística no ha dado públicamente las cifras de potencia o la capacidad total de su batería. Si hemos conocido que su aceleración de 0 a 100 km/h se produce en 4,5 segundos, o lo que es lo mismo, cerca de un segundo más veloz que su predecesor. Además, este modelo estrenará un novedoso diseño frontal y sus grupos ópticos.

El Karma Revero tiene la ventaja de contar como generador para recargar sus baterías un bloque de origen BMW, ya que desde 2015 colaboran ambas marcas en diferentes modelos. Dicho bloque es el 1.5 litros TwinPower Turbo de tres cilindros del modelo BMW i8, coche híbrido enchufable que tiene 231 Cv y 320 Nm.

Características técnicas del Revero GT

Si nos paramos a estudiar el nivel mecánico del nuevo Karma Revero GT, concede una importante evolución respecto a su antecesor, pero mantiene intacta su característica de coche eléctrico con extensor de autonomía de gasolina. de esta forma, el tren motriz eléctrico compuesto por dos motores que actúan sobre las ruedas traseras pasa a dar 542 Cv de potencia y 746 Nm de par, en lugar de los 409 Cv que poseía el modelo original.

A su vez, el motor 2.0 cuatro cilindros de General Motors ha sido cambiado por otro bloque 1.5 tricilíndrico originario de BMW. En cuanto al peso, este modelo ha perdido unos 150 kilogramos, por lo que pesa un total de 2.290 kg. Si hablamos de la batería, sus 28 kilovatios/hora le hace contar con una autonomía en modo 100% eléctrico de 128 kilómetros.

Aspecto estético del nuevo modelo Karma Revero

Si por algo destaca estéticamente este modelo Revero GT es por su forma ovalada. Los parachoques delanteros y traseros son totalmente nuevos, dándole un aire renovado a la estética del coche. Por otro lado, los pilotos no se alejan de las formas del modelo original, aunque es reseñable que el interior cambia en profundidad, consiguiendo un toque más actual. Por otro parte, dentro del coche no se vislumbra unas grandes mejoras salvo la inclusión de una nueva selección de materiales y colores.

En emovili te ofrecemos toda la información sobre cómo instalar un punto de recarga en Madrid o qué tipo de cargador necesitas y puedes consultarnos cuál de ellos te proporcionará el mayor ahorro y eficiencia. Contamos con profesionales expertos en movilidad y estamos siempre disponibles para que encuentres tu cargador para coche eléctrico.

Puntos de recarga ultrarrápida para vehículos eléctricos

Punto de recarga

El sueño de muchos conductores de poder cargar la batería de un coche eléctrico en el tiempo que se carga en llenar el depósito de uno de combustión está cada vez más cerca de hacerse realidad. De hecho, en el artículo de esta semana conocemos más en profundidad el primer punto de recarga ultrarrápida para coches eléctricos que ha inaugurado Repsol en la Península Ibérica.

La compañía Repsol puso en marcha el pasado mes de abril en el municipio alavés de Lopidana el primer punto de recarga ultrarrápida para coches eléctricos de la Península, que a su vez es uno de los primeros implantados en el sur de Europa. La instalación está localizada en la carretera N-I y permite recargar en tan solo seis minutos el 80% de la batería de vehículos que soporten la potencia máxima del dispositivo.

Características del primer punto de recarga ultrarrápida en España

El nuevo sistema, primero que se instala en nuestro país, se encuentra en una estación de servicio y cuenta con una potencia máxima de 700 kilovatios repartidos entre sus cuatro postes de suministro en relación a la capacidad de las baterías de los vehículos. El punto de recarga puede accionarse para ofrecer 350 kilovatios a dos vehículos al mismo tiempo o bien recargar cuatro vehículos con 175 kilovatios por unidad.

En la actualidad solo existen dos coches eléctricos que soporten cargas de hasta 700 kilovatios. Son el Porsche Taycan y el Audi e-tron. Aquellos vehículos que usen la carga a 175 kilovatios deberán esperar 30 minutos para recargar a tope sus baterías.

El punto de recarga ultrarrápida de Lopidana (Álava) ha sido instalado por la empresa Ibil y el Ente Vasco de la Energía (EVE) con un claro propósito: desarrollar tecnología, servicios y capacidades en relación a la recarga eléctrica. Para que todos los vehículos eléctricos puedan beneficiarse de esta nueva instalación, esta incorpora conectores estándar de recarga Combo CCS (hasta 350 kilovatios) y CHadeMO (hasta 100).

Diferencias entre la recarga semi-rápida, rápida y ultrarrápida

Podemos distinguir varios tipos de recarga en función de la potencia del punto de suministro, que según las características del vehículo establece la velocidad de llenado de la batería.

Si hablamos de un punto de recarga ultra-rápida, entre los 150 kW y los 350 kW, es posible recargar el 80% de una batería de 40 kWh  entre seis y trece minutos, para recorrer aproximadamente 260 kilómetros. Con un punto rápido de 50 kilovatios el tiempo de recarga se aproxima a la media hora, mientras que en uno de tipo semi-rápido, en torno a los 22 kilovatios, tarda una hora y media en cargarse la batería.

punto de recarga

Nuevas instalaciones de recarga ultrarrápida en el futuro

Esta primera instalación de recarga ultrarrápida en Lopidana se incluye dentro del programa europeo E-VIA FLEX-E, que tiene proyectado instaurar una red de 14 instalaciones parecidas en corredores europeos de transporte de países como Francia, Italia y la propia España. Con el proyecto se quiere relanzar este tipo de infraestructura y aprender de las experiencias técnicas originadas de su instalación y mantenimiento. Repsol prevé implantar esta tecnología en otras cuatro estaciones de servicio de su red durante este 2019.

En emovili te ayudamos a buscar el mejor cargador de coche eléctrico en Madrid y te ofrecemos soluciones en todos los modelos existentes en el mercado según el conector o el tipo de vehículo. Nos distinguimos por contar con un equipo técnico y humano especializado en el sector de la recarga de coches eléctricos e híbridos.

En el caso de que te estés planteando instalar un punto de recarga en Madrid o el resto de España, te ofrecemos un servicio global que incluye el asesoramiento a lo largo de todo el proceso, desde el estudio previo, a la instalación del punto de recarga y su posterior mantenimiento.

Mantenimiento del coche eléctrico

Mantenimiento del coche eléctrico

Una de las principales diferencias entre los coches de motor de combustión y los eléctricos, es que éstos últimos tienen un 90% menos de componentes. Los eléctricos tienen una arquitectura técnica más sencilla. Con un tamaño y un peso menor, su mantenimiento es más fácil y menos costoso. Tareas tan típicas como revisar el nivel de aceite o el estado de las correas de transmisión ya no son necesarias.Seguir leyendo

El coche eléctrico protagonista del Salón del Automóvil de Ginebra 2018

El coche eléctrico protagonista del Salón de Ginebra 2018

El pasado mes de marzo tuvo lugar un acontecimiento que ya se ha establecido como un referente en el mundo del motor: el Salón del Automóvil de Ginebra. En esta fecha imprescindible para fabricantes y amantes de los coches en el que se descubren todas las novedades del motor, este año el coche eléctrico ha sido el protagonista indiscutible.Seguir leyendo

Historia del vehículo eléctrico

thomas_edison_1928_ford_model_t

Aunque parezca que los vehículos eléctricos son un invento reciente, lo cierto el que es primer vehículo eléctrico fue creado en 1838, de la mano de Robert Davinson. Consiguió que una locomotora se moviese sin utilizar carbón ni vapor.

Durante el siglo XIX, las investigaciones sobre electromagnetismo avanzaban a gran velocidad, siendo una de sus primeras aplicaciones la motorización de vehículos.

La época de esplendor de los vehículos eléctricos

En el 1900, los vehículos eléctricos se hicieron con las carreteras, siendo éstos los que más se vendían. En 1899, el vehículo eléctrico llamado La Jamais Contente, superó los 100 kilómetros por hora, un récord de velocidad para la época.

Los primeros vehículos de gasolina resultaban muy sucios, hacían mucho ruido y eran mucho más contaminantes que ahora. La gasolina tampoco era fácil adquirirla por entonces y no resultaban nada fáciles de manejar. Mientras que el vehículo eléctrico resultaba simple, fiable y sin cambios de marchas ni manivela para el arranque. Su autonomía resultaba razonable y su precio era adecuado para la burguesía y clases altas, que eran los que se podían permitir el lujo de tener un coche.

Su carga resultaba muy sencilla, ya que las ciudades estaban comenzado a adoptar la electricidad con mucha rapidez.

Esta época de esplendor de los vehículos eléctricos duró muy poco, ya que en 1912, Henry Ford inventó la producción en masa mecanizada. Los vehículos se empezaron a construir con motor de arranque, el precio de la gasolina bajó, se abrieron carreteras al tráfico y presentaban mayor autonomía que los vehículos eléctricos.
A pesar de que la tecnología de las baterías avanzaba a pasos de gigante, el coche de gasolina acabó por desbancar al vehículo eléctrico.

La crisis del petróleo

A mediados de los años 60, ya casi habían desaparecido. En las décadas de los 60 y 70, empiezan a aparecer modelos en el sector industrial, los carritos de golf eléctrico y algún pequeño coche urbano.
La crisis del petróleo fue el principal detonante para que los fabricantes de coches se viesen obligados a buscar alguna alternativa, centrándose en mejorar la eficiencia y autonomía de los vehículos eléctricos.

En 1990, en el Salón de Los Ángeles, General Motors precursores del famoso General Motors Experimental Vehicle, lanzan el Impact.

Pero el claro protagonista de los vehículos eléctricos fue con el Toyota Prirus en 1997. Un híbrido puesto a la venta en Japón. Fue lanzado de forma global en el año 2000, convirtiéndose en un auténtico éxito entre las celebridades que fueron de gran ayuda para que esta nueva tecnología se conociese.

Es innegable que los vehículos eléctricos tienen un enorme potencial y el interés por ellos de las empresas más importantes va a convertir al vehículo eléctrico en una alternativa mucho más sostenible y acorde a los nuevos tiempos que los coches de combustión convencionales. Aún quedan pasos por dar pero el sector se mueve en la línea adecuada, en Emovili estaremos muy atentos a los nuevos desarrollos tecnológicos para poder acercarlos al usuario final lo antes posible.

 

 

 

 

Vehículos del futuro: tecnológicos, ecológicos y conectados

tecnologias-coche-del-futuro

En Emovili tenemos claro que la industria automotriz tal y como la conocemos seguirá evolucionando para dar lugar a vehículos ecológicos de alta tecnología que reduzcan el impacto ambiental.

El impacto ambiental que están provocando los vehículos alimentados con combustibles fósiles son una gran preocupación a nivel internacional, que obliga a que todos nos replanteemos el futuro y los cambios a nivel global se irán haciendo cada vez más notables.

Es evidente que en algunos países la implantación de los coches eléctricos llegará primero. Por ello que sea tan importante que estemos preparados, que contemos con información, infraestructuras y opciones.

Las automotrices trabajan a contrarreloj para lograr dos objetivos principales: sistemas de propulsión que no emitan gases contaminantes y a la vez altamente autónomos, respecto a su batería y conducción.

¿Cómo serán los vehículos del futuro?

Las marcas más importantes del mundo pretenden lograr vehículos autónomos en todos los sentidos. El conductor podrá elegir la opción de montarse en un vehículo que se conduzca solo. Aunque esta idea pueda parecer algo descabellada, debe ser bien entendida. No se pretende desvincular al conductor de la máquina, ya que este tendrá que ponerse al volante en determinados ocasiones o siempre que así lo elija. El conductor estará conectado al vehículo y al exterior.

Pensemos por un momento en esos viajes largos por autopista, a velocidad constante y en línea recta. El error humano está presente en el 90% de los accidentes de tráfico. ¿Cuántos accidentes evitaríamos con los coches autónomos? ¿Cuántos accidentes en carretera se deben a distracciones, a exceso de velocidad o la fatiga del conductor?

El punto de mira está puesto en la conectividad. El vehículo quedaría así conectado a la vida privada de su conductor, desplazándose en función de su agenda. Del mismo modo que estamos conectados con otros aparatos electrónicos como nuestros teléfonos móviles, también podremos estarlo con nuestros vehículos.
Una de las grandes alianzas para lograr este objetivo es la de Renault-Nissan con Microsoft. Lo que pretenden es crear una plataforma para interactuar con varios sistemas operativos, logrando un vehículo conectado a su entorno red. A la vez que permitirá monitorear la información del vehículo de forma constante para que siempre esté actualizado.

La lucha entre los fabricantes está el lograr vehículos eléctricos con una mayor autonomía. El gran objetivo de las grandes marcas, es lograr una autonomía respecto a las necesidades de repostage, que se asemeje a la de los vehículos convencionales. Así se lograría que los vehículos eléctricos se masifiquen por completo.

Pensado en le progreso

Los fabricantes y compañías de componentes electrónicos afirman que a partir del año que viene se empezarán comercializar vehículos completamente autónomos.
También se trabaja en que los viajes en un coche completamente autónomo no resulten aburridos ya que el coche se convertirá en una auténtica sala de entretenimiento online.

La única forma de hacer que las macrociudades, con millones de habitantes, es crear una solución de trasporte ecológico.

Los vehículos no solo estarán conectados con su conductor, sino que estarán conectados entre sí. Esto supone un enrome avance en seguridad, ya que los vehículos podrán detectar accidentes o malas condiciones en la carretera.

Se calcula que en 2030, al menos el 50% de los vehículos no tendrán un motor de combustión.

Otra alternativa en desarrollo son los vehículos impulsados por hidrógeno, un motor que solo expulsará vapor de agua.

Los diseños de los vehículos tendrán que ser inteligentes para poder adaptarse a las ciudades del futuro. El vehículo del futuro seguirá teniendo ruedas y asientos, pero el interior será muy diferente, con comandos completamente distintos. Los diseños de los vehículos, llegarán a donde alcance la imaginación de los diseñadores.